Roy Lichtenstein

roy lichtenstein (9)

Después de Warhol, Roy Lichtenstein es uno de los artistas más conocidos del arte pop americano. Es imposible no haber visto alguna de sus obras, que se han usado para anuncios, portadas, y todo tipo de objetos.

Creó su lenguaje a partir de la estética del comic, elegía determinadas viñetas, especialmente de Jack Kirby y Tony Abruzzo, de DC Comics, y luego las pintaba a mano, a gran escala, realizando pequeños cambios para simplificar la composición eliminando detalles que sugieran que fue hecho a mano, y muchas veces cambiando textos de modo irónico. No sería justo hablar de este tema, sin mencionar que no acreditaba sus fuentes, los autores de comic a los que había copiado, lo cual le valió varias polémicas en la época, tanto por los propios autores, como por la crítica que lo consideraba una copia vacía. Otra fuente de inspiración son las imágenes publicitarias, que reproduce también con la misma estética: colores vivos, líneas gruesas, trama de puntos ben-day… Elementos que se utilizaban en imprenta, para que pareciese, como él decía “pintura industrial”.

Hoy en día observamos sus obras en el contexto de otros artistas pop como Warhol, pero hay que recordar que en la época en que Litchtenstein sacaba estas obras, lo que dominaba el mundo del arte era el expresionismo abstracto, y autores como Pollock, o de Kooning. Empezaba a surgir una el arte pop con artistas que pintaban objetos realistas y cotidianos, por ejemplo Rauschenberg o Jasper Johns, oponiéndose también al expresionismo abstracto.

El propio Lichtenstein empezó pintando expresionismo abstracto en el que ocasionalmente introducía elementos de la cultura popular como Bugs Bunny. Estos elementos empezaron a ganar protagonismo en su obra hasta que llegó a encontrar su lenguaje en el comic, que fue el que le hizo popular. En cuanto a su cambio de estilo, se cuenta la anécdota de que uno de sus hijos le retó diciendo que no sería capaz de dibujar tan bien como su comic de Mickey Mouse. Al principio de crearlo, no se sentía seguro con el cambio y Allan Kaprow le aconsejó: “No tiene que parecer arte para serlo”, la confirmación de su éxito fue que pronto Leo Castelli se interesó por sus cuadros.

Pero los temas de Lichtenstein no se reducen a las viñetas, son de lo más variado. Probó su estética con todo tipo de géneros, aunque siempre es importante la referencia a la propia pintura. Bodegones, versiones de obras de otros artistas como Picasso, Monet, Léger, Mondrian… cualquiera de ellos le había influido en su obra. Tiene incluso estampas de arte oriental o autorretratos. De todos estos temas, el más popular después del comic, es la serie de obras en las que reproduce trazos de pintura, haciéndoles así un guiño a los expresionistas abstractos.

Más información:
Wikipedia
Roy Lichtenstein Foundation
Documental sobre la retrospectiva de Lichtenstein en Tate Modern (vídeo)
Documental sobre Lichtenstein (vídeo)
Deconstructing Roy Lichtenstein

 

Anuncios