Tamara de Lempicka

tamara de lempicka (7)

Muchas y diferentes historias (que no sabemos si son reales o leyendas creadas por la propia artista) envuelven la vida de Tamara de Lempicka. Un ejemplo de esto son los engaños que realizó sucesivamente para no desvelar su edad, o que presentase a su hija durante los primeros años de su vida como su hermana pequeña, o las noticias que nos llegan sobre sus sonadas fiestas que acaban en orgías en las que los empleados iban totalmente desnudos. Pero sobre todo su propio final, en el que dejó escrito que a su muerte sus cenizas fueran esparcidas sobre un volcán.

Tamara de Lempicka nació en Varsovia. Pertenecía a una rica familia de la alta sociedad, ella estudiará en los mejores colegios, cuando era niña viajó con su abuela a Italia, este viaje cambiará su vida, allí visitan numerosos museos y conoce el arte renacentista y barroco.

Una de las historias más conocidas sobre esta artista se trata de una anécdota sobre su vida que ejemplifica su carácter fuerte y atrevido. Parece ser que cuando Lempicka es una niña su madre contrata a un pintor muy conocido para que le haga un retrato a su hija, Tamara Lempicka considera que ella lo puede hacer mejor y realiza un retrato todavía mejor que el del pintor contratado, en ese momento empieza  así su pasión por la pintura.

En 1916 Tamara se casa con Tadeusz de Lempicki en San Petersburgo. Con el tendrá a su única hija, con su marido vive una etapa complicada: la revolución bolchevique. Este acontecimiento hace que el marido de la artista sea arrestado debido a sus ideas contrarias a la revolución, por lo visto Lempicka consigue que liberen a su marido a cambio de un favor sexual. Después de pasar por diferentes ciudades llegarán a París y en esta ciudad es donde Tamara empezará su carrera, ya que necesitan dinero y su marido no quiere trabajar por lo que la artista decide ponerse a pintar retratos para mantener a su familia.

En esta época, conseguirá una gran fama, será una de las pintoras art decó más reconocidas. Su estilo estaba centrado en agradar a la burguesía para la que realizaba sus retratos, y esto será un problema ya que en los años 40 su arte empieza  a quedar en el olvido, hay que tener en cuenta que Lempicka está realizando art decó en un momento en que empiezan a triunfar las vanguardias más estridentes, comienzan a pisar fuerte los surrealistas, los futuristas etc.

En los años 20 y 30 Tamara triunfa sobre todo por realizar retratos a personajes de la alta sociedad, destaca también por sus fantásticos cuadros de mujeres de una gran sensualidad, sin embargo este tipo de cuadros que son los más conocidos no son los únicos realizados a lo largo de su carrera. Entre 1934 y 1935 sufre una gran depresión y esto deriva en una especie de crisis mística que la lleva a pintar obras de tema religioso. Más adelante, ya en los años 50 realizará también obras eligiendo temas poco representados por ella anteriormente, como por ejemplo las naturalezas muertas o paisajes y ya por último, en un momento en que es consciente de que su obra comienza a caer en el olvido intentará crear obras abstractas.

A partir de los años 30 su arte y su fama empiezan a decaer hasta que en el año 1972 le dedican una exposición en París en la que se redescubre su papel como artista.

Lempicka es esa clase de artistas en las que se mezcla un arte interesante con una vida todavía más apasionante lo que hace que su obra interese muchísimo aún en la actualidad, no hay que olvidar que actualmente famosos como Sharon Stone, Madonna o Jack Nicholson compran obras suyas. También hay que destacar el precio de sus obras de arte, por ejemplo, su cuadro Adán y Eva fue vendido en una subasta por 2 millones de dólares.

Para todos aquellos que no conozcan su obra en persona actualmente se puede ver en París, está hasta septiembre la exposición La reina del art Decó, en la que podemos ver una gran cantidad de sus obras sobre todo las de los años 20 y 30.

Tamara de Lempicka vivió una vida apasionada, tuvo relaciones con hombres y mujeres, dos matrimonios una hija, fue conocida por la sociedad parisina y americana por sus sonadas fiestas excéntricas en las que había sexo y droga en abundancia, pero sobre todo fue una artista muy valorada en su época y en la actualidad.

Más información:
Web oficial
Wikipedia
Lempicka en arthistoryarchive.com
Artículo en elpais.com
Artículo en elconfidencial.com
Post en mujeresparapensar.wordpress.com
Post en rebelion.org

Anuncios